Beshalaj

11 de Enero 2014- 10 de Sh'vat 5774
La Parasha Beshalaj ( פרשת בשלח) esta contenida en el libro de Exodus 13:17 - 17:16, (Éxodo) es la décima sexta del año.  Le corresponde a la Parasha la Haftará  Judges 4:4 - 5:31 según la tradición Ashkenazi y Jueces 5:1 - 5:31 según la tradición Sefaradi.  Una lista de artículos y comentarios sobre la Parasha de la semana puede encontrarse haciendo click en OU Torah o en Torah.org.  Para quienes no lo hayan notado, los textos con letras azules son "hipervínculos".  Al hacer click sobre estas palabras, el ordenador los conduce a una página que contiene los textos en inglés y hebreo o a artículos y comentarios alusivos a la Parasha de la semana.
Antes que otra cosa, la redacción de este blog quiere desearle a todos sus lectores un gran inicio del año civil.  Les deseamos a todos salud, paz y alegría en sus hogares y prosperidad en sus negocios y actividades profesionales.  Especialmente esperamos un renovado compromiso con nuestra querida institución y con los esfuerzos que a diario se hacen por mantener viva y vigente nuestra tradición.  Hagamos todos del 2014 un año especialmente bueno en nuestra labor por reparar el mundo en que vivimos.
Como será evidente para Ustedes, la redacción del blog también tomó vacaciones, pero empezamos el año con la intención de ir transformando este espacio en lo que Ustedes los lectores deseen convertirlo.  En consecuencia, invitamos a todos nuestros lectores a aportar ideas, comentarios, referencias y artículos.  Serán en lo sucesivo especialmente bien recibidos artículos, historias, cuentos etc., de su autoría.  Como criterio para su publicación, será solo necesario que sean apropiados para todo público y que preferentemente contengan contenido Judio, por ser esta la voz de la Comunidad Hebrea de Guadalajara.  Esperamos sus aportaciones en luisalmer@gmail.com .

Aparece publicado en Diario Judío el video de una entrevista realizada en el contexto de la FIL. La charla se titula "La Comunidad Hebrea de Guadalajara, una Comunidad Muy Activa y Viva.  pueden verla en  http://diariojudio.com/videos/la-comunidad-hebrea-de-guadalajara-una-comunidad-muy-activa-y-viva/ .  Espero sea de su interés.
 Se recibió en la Comunidad el siguiente comunicado, que por si mismo se explica:
Muy estimados(as) amigos(as):
Es un gusto para nosotros anunciar que el día 16 de octubre de 2013 se llevaron a cabo las elecciones para Presidente del Comité Central para el trienio 2014-2016, resultando electo el Sr. Salomón Achar, quien inició sus funciones a partir del 1° de enero de 2014.
El Sr. Achar nació en México, Distrito Federal; cursó sus estudios básicos en el Colegio Columbia. En el IPADE tomó el Curso de Administración Ejecutiva de Negocios y el de Alta Dirección. Está casado con Jenny y tienen cuatro hijos: Aarón, Linda, Isidoro y Alan.
En el campo empresarial, es socio y Vicepresidente de Gobierno Corporativo del Grupo COMEX, así como Presidente de la Fundación COMEX, habiéndose desempeñado con anterioridad como Director Corporativo de Planeación Estratégica del Grupo COMEX y como Director Adjunto de Distribuidora Kroma.
Es también accionista y Director en la empresa Imagen y Recubrimientos Perdurables.
 
En el ámbito comunitario, se desempeñó como Director del Departamento de Padres del Colegio Hebreo Maguén David. De 1992 a 1997 tuvo diferentes funciones en la Comunidad Maguén David, entre ellas la de Tesorero y Responsable del Comité de Honor y Justicia. Del año 2000 al 2008 fue Vicepresidente de la misma Comunidad.
Durante los años 2003 y 2004 fue el Presidente de la Comisión Intercomunitaria de Honor y Justicia.
Ha sido activo en el Comité Central desde el año 1998 en que se desempeñó como representante de la Comunidad Maguén David ante el Comité Central, posteriormente fue asesor del presidente y Vicepresidente del Comité Central hasta el año 2008, en que fue electo Presidente de la Comunidad Maguén David, puesto que ejerció hasta el año 2011.
Desde el 1° de enero de 2014 se desempeña como Presidente del Comité Central de la Comunidad Judía de México, por un período de tres años.
Con un cordial Shalom:
Ing. Mauricio Lulka
Director General
Conocemos de la trayectoria y antecedentes del Sr. Achar y no tenemos duda de que su labor al frente del Comité Central será muy exitosa.  Desde la Comunidad Hebrea de Guadalajara le enviamos nuestras sinceras felicitaciones y sobre todo nuestros mejores deseos.
Por las siguientes semanas los servicios religiosos quedarán a cargo del Jazán Buzzy Gordon.  Por supuesto, esperamos que nuestros Socios se mantengan involucrados en los servicios y participen activamente en los mismos.  La participación de cualquiera de Ustedes en la lectura de Torah o cualquier otro aspecto de los servicios puede coordinarse con Mark Moel.
Invitamos a todos nuestros lectores a apoyar nuestro blog con sugerencias, comentarios, artículos, videos y fotografías que consideren sean de interés común para los miembros de la Comunidad Judía. Por favor envíen sus propuestas usando el tab de "contacto" o enviando un correo electrónico a luisalmer@gmail.com .
En atención a que no fue publicado el blog por las últimas semanas, se publica a continuación el  comentario del rabino Gustavo Kraselnik que había quedado pendiente.  Como siempre, se agradece a cada uno de los rabinos su continuado esfuerzo y tanto a Ustedes como a Ellos, les pido una disculpa por el atraso en la publicación de este comentario. 
Sobre Parasha Bo escribió el rabino Gustavo Kraselnik:
Cualquier amante de los crucigramas, como es mi caso, conoce una serie de palabras claves que aparecen casi obligatoriamente en la mayoría de ellos. Una de esas que nunca puede faltar es la que se refiere al dios egipcio del sol (dos letras): RA
Sin embargo, conocer su utilidad para resolver complejos juegos de palabras no significa comprender su significado. (Sigo sin saber mucho sobre el “rio italiano de dos letras” – Po)
En mi caso, fue muchos años después que descubrí el lugar destacado que ocupaba Ra en el panteón egipcio. Era el símbolo de la luz solar, el dador de vida y el responsable del ciclo de la muerte y la resurrección.
Pareciera ser que es contra la figura de Ra que va dirigida la novena plaga de Dios a los egipcios, La oscuridad (Ex. 9:21-23)
Dijo Adonai a Moisés: Extiende tu mano hacia los cielos y que haya oscuridad sobre la tierra de Egipto y que se palpe oscuridad. Tendió Moisés su mano hacia los cielos y hubo oscuridad: tinieblas en toda la tierra de Egipto, tres días. No pudieron divisar hombre a su hermano, ni se levantó hombre alguno de su lugar, tres días. Empero, para todos los hijos de Israel hubo luz en sus moradas.
¿Qué era esa oscuridad? ¿Una tormenta de arena, una densa niebla? Queda claro que no se trata solo de una situación de ausencia de luz, posiblemente un remanente de las “tinieblas sobre la faz del abismo” (Gn. 1:2) que había antes de que Dios comenzara el proceso creador.
En el Midrash (Ex. Rabá 14:2) encontramos una fascinante discusión sobre el origen de la oscuridad. Una opinión sustentada en el libro de los Salmos (18:11) sostiene que provenía del cielo mientras que la otra, basada en el libro de Job (10:21) lo asociaba con la tinieblas del Gehinom (una suerte de “purgatorio” en el pensamiento rabínico).
Ahora bien, si asumimos cierto “in crescendo” en la severidad de las plagas, podría sorprendernos el lugar que ocupa esta plaga – la penúltima- en comparación con otras más severas o que generaron un daño mayor (en la narración del salmo 105 la oscuridad aparece primera – v.28).
Quizás podamos amarrar esta novena plaga con la última. De hecho, a diferencia de todas las anteriores en donde siempre el faraón terminaba accediendo a los reclamos de Moisés (aunque después no los cumplía) en esta oportunidad la negociación fracasa y el encuentro termina con una fuerte advertencia del Faraón:
¡Vete de mi presencia! ¡Cuídate, no vuelvas a ver mi rostro; pues el día en que tú veas mi rostro, habrás de morir! (Ex. 9:28)
(Los amantes de los juegos de palabras notamos que no es un comentario muy feliz el del faraón, para ese momento de oscuridad)
Volviendo a la novena plaga, esta puede visualizarse en conjunto con la última, la muerte de los primogénitos. Así, la oscuridad física es continuada por la muerte, entendida esta como la oscuridad final.
Hay otra línea argumentativa que podría iluminarnos (otro juego de palabras) para comprender mejor el sentido trágico de la oscuridad. Rabi Itzjak Meir de Guer, el fundador de la dinastía jasídica de esa ciudad (1799-1866) afirma que las palabras de la Torá al referirse a esta plaga, “No pudieron divisar hombre a su hermano”, deben interpretarse metafóricamente como una situación de ceguera inducida por el egoísmo. Cuando uno es incapaz de ver el sufrimiento de su hermano está sumido en una oscuridad profunda.
Quizás asociada a esta reflexión, podamos comprender porque el Talmud (Brajot 9b) cuando discute a partir de que instante exacto del amanecer se puede recitar el Shemá de la mañana, nos enseña que podemos hacerlo desde el momento en que se reconoce la cara de un amigo.
Podemos interpretar esta enseñanza de manera alegórica. Mientras no seamos sensibles para ver y distinguir a nuestro semejante y ver en él a un amigo, es un acto de hipocresía proclamar nuestra fe en Dios.
Inmersos en la oscuridad de sus corazones, los esclavizadores egipcios no pudieron encontrar la luz espiritual que los sacara de las tinieblas. Al salir de Egipto, al pie del monte Sinaí, nuestros antepasados recibieron el mandato de traer luz al mundo. (“La Torá es luz” – Prov. 6:23)
Y ese mismo mandato nos lo han legado a nosotros: Iluminar este mundo, por momentos tan lúgubre y sombrío con la luz de la solidaridad, la luz de la verdad, la luz de la justicia y la luz de la esperanza.
 
 LOS RABINOS DE LA UJCL
 ESCRIBEN SOBRE PARASHAT HASHAVUA
Rabino Daniela Szuster
Congregación B´nei Israel
San José, Costa Rica

 
Parashat Beshalaj 5774

Shmot 13:17-17:16
 
"Y ocurría que, cuando elevaba Moshe su mano, prevalecía Israel” (Shemot 17:11)
 
En el final de la parashá de esta semana se nos cuenta acerca del primer obstáculo que tuvo el pueblo de Israel, al encontrarse con otro pueblo.
Los hijos de Israel fueron liberados, salieron de Egipto y en el camino, el pueblo de Amalek los atacó. Inmediatamente Moshe le pidió a Ioshua que reúna varios hombres para salir a la guerra.
 Es sumamente interesante la descripción que hace la Torá acerca de dicha batalla: "Y ocurría que, cuando elevaba Moshe su mano, prevalecía Israel; mas cuando bajaba su mano, prevalecía Amalek" (Shemot 17: 11).
¿Qué quiere decir esto? ¿Por qué cuando elevaba Moshé sus manos triunfaban y fracasaban cuando las bajaba? ¿Quiere decir que Moshe tenía algún tipo de poder divino? ¿O que D"s mismo, por medio de las manos de Moshe, digitaba el combate? ¿No eran los hombres quienes realmente estaban luchando?
En el Talmud, Tratado de Rosh Hashaná 29a, los sabios se preguntan acerca de esta situación y concluyen con una respuesta muy profunda. "¿Acaso las manos de Moshe hacían la guerra o la detenían?” El texto explica que en todo momento que los hijos de Israel elevaban sus ojos hacia el cielo y entregaban  su corazón a D"s, ellos se sentían valientes y con fuerzas, en cambio, cuando no lo hacían, decaían y eran vencidos.
Según esta respuesta, la victoria no dependía estrictamente de las manos de Moshe  ni del poder divino, sino de algo mucho más simple y más humano. El triunfo dependía de la propia confianza del pueblo en sí mismo para poder enfrentar este nuevo desafío. Las manos de Moshe no hacían nada sino que cuando el pueblo elevaba su mirada hacia el cielo, se acordaba que hay alguien superior quien les daba  fuerza y apoyo para enfrentar los desafíos de la vida. Sólo en ese momento es cuando recuperaban  valor y coraje.
Cuántas veces nos ocurre, en los diferentes momentos de la vida, en que debemos superar un nuevo obstáculo y sin saber exactamente por qué, nos convencemos de que no somos capaces de superarlo y "exitosamente" logramos fracasar.
Puede ser en un examen, en un nuevo proyecto, en un negocio, o hasta cuando nos enamoramos. Creemos que no somos la persona indicada, la persona ideal que quien está frente nuestro está buscando. Pero a la vez deseamos fervientemente alcanzar aquél lugar, anhelamos aprobar el examen, tener éxitos en el proyecto, negocio o al enamorarnos.
Como nos enseña la parashá de esta semana, lo que se necesita es la propia confianza. No esperar milagros ni líderes salvadores sino tener fe en nuestro creador, quien nos sostiene y fortalece y, además, convencernos de que somos lo suficientemente capaces para alcanzar nuestras metas tan anheladas.
Cuando estemos perdidos, en medio de alguna batalla, con miedo, incertidumbre y desasosiego, dirijamos nuestras miradas hacia el cielo para recuperar la confianza en nosotros mismos sin esperar que manos milagrosas actúen por nosotros mismos. 
Como lo dice el Salmo 121: “Alzo mis ojos hacia las montañas: ¿de dónde ha de venir mi ayuda? Mi ayuda vendrá de Adonai, creador de los cielos y de la tierra”.
Desde la Comunidad Hebrea de Guadalajara te deseamos

¡Shabat Shalom!
 
 



 

2 comentarios:

Jorge Ramiro dijo...

Es bueno que las comunidades de distintas partes del mundo nos englobemos y por eso esta bueno la creación de paginas en donde nos podamos unir. Constantemente trato de hacer cursos de java que me brinden la chance de mejorar los conocimientos a la hora de programar distintas cosas que me ayuden a conectarme con gente de otros lugares

Hatikbah Bat Sarah dijo...

Shalom
Estoy pensando ir a Guadalajara pero no sé dónde comprar mi comida y tal vez no tenga tiempo de ir a chava porque voy a ir al doctor no sé si estará internada en un hospital